Un grupo de bomberos voluntarios de Lomas de Zamora sufrió un robo cuando se hicieron presentes en una villa para apagar el fuego de dos viviendas.

El hecho ocurrió a las 4:50, cuando los efectivos llegaron al lugar. Al ver la magnitud del incendio pidieron un refuerzo pero, inmediatamente, la gente los comenzó a agredir, obligándolos a bajar del vehículo. La misma suerte corrió la segunda dotación, compuesta por otro autobomba y una camioneta de apoyo. Los 3 vehículos fueron robados pero, por la dificultad para moverlos, los autobombas fueron encontrados a pocas cuadras del lugar, con los vidrios rotos.

Daniel Vicente, jefe de los bomberos lomenses, explicó que "es una cisterna Mercedes Benz de seis marchas y no supieron cómo funcionaba". Además agregó que "anteriormente hemos sido víctimas de agresiones en barrios complicados, nos han tirado piedrazos y esas cosas, pero un robo de estas características, jamás".

Por otra parte, en diálogo con el canal de noticias TN, denunció que sus hombres "solicitaron el apoyo inmediato de vehículos del CPU de la Comuna, pero nunca aparecieron. Estuvimos solos".

Fuente: Infobae

 

 
 
 
 
 
 
 

Traductor/Translate