La pascua de resurrección no pasó desapercibida para los chicos de Juana koslay, ya que ni la lluvia pudo frenar la ilusión de más de 300 chicos, que como en años anteriores, estuvieron presentes en el Monumento al Pueblo Puntano. Allí se congregaron para participar de la búsqueda de más de 300 huevos que fueron escondidos por todo el predio. Al finalizar el evento se sorteó un huevo de chocolate gigante.

La organización de la búsqueda del huevo de pascua, estuvo a cargo de la agrupación solidaria Arosena y todo el equipo del municipio. “A pesar del clima, los niños de la ciudad buscaron sus huevitos de pascuas y disfrutaron en familia”, dijo Karen Ortiz, presidente de la agrupación.

El cierre de las actividades del ciclo “Viví Semana Santa en Juana Koslay”,  será reprogramado para otra fecha debido al mal tiempo.

 

 
 
 

Traductor/Translate