El ministro de Seguridad, Ernesto Ali, informó que se brindó asistencia inmediata a familias cuyas casas sufrieron las inclemencias del tiempo y también se trabajó en la vía pública por la caída de árboles. Los trabajos

 

alidentro

se realizaron conjuntamente con los ministerios de Desarrollo Social, Obras Públicas e Infraestructura y Salud.

La lluvia que llegó el sábado a la tarde y que muchos pensaron que brindaría alivio, para varios se transformó en un problema ya que las ráfagas de más de 80 km/h que la acompañaron dañaron viviendas y provocaron destrozos en diferentes sectores de la ciudad.

“El comité comenzó a trabajar inmediatamente terminó el temporal y en primera instancia se asistió a las familias más vulnerables, a los fines de proteger sus vidas y bienes ante una eventual nueva lluvia”, indicó Ali.

Es así que se entregó materiales a 20 familias y los bomberos de la Policía provincial trabajaron en cuatro viviendas que sufrieron voladuras de techo y dos que se inundaron. También se respondió al pedido de intervenir ante la caída de 8 árboles sobre el tendido eléctrico y seis sobre casas.

Los trabajos continuaron el domingo y lunes con la asistencia a más de 20 familias más de la ciudad y una de Luján, en el norte provincial.

“Los pedidos de asistencia los canalizamos a través del 911 y también realizamos derivaciones de urgencias a las distintas entidades, tales como la empresa que brinda el servicio de energía electricidad y las de cable e internet”, finalizó Ali.

 
 

Traductor/Translate