Antonio Javier Cepillo, no pudo superar el cáncer con el que llevaba luchando durante más de 3 años.

CAPI 

Antonio Javier Cepillo o más conocido como “Capitán Optimista”, era un joven pediatra que se hizo popular por recetarle a sus pacientes “altas dosis de optimismo”.

En 2016, le fue detectado un cáncer con el que estaría batallando durante unos largos tres años, en los que el “Capitán” no perdió en ningún momento ni la esperanza ni su eterna sonrisa.

Fue precisamente en 2016, justo después de saber que padecía cáncer, cuando confesaba que había aprendido en primera persona como un médico nunca debe tratar a un paciente, por lo que el optó por regarle sonrisas y optimismo a todas las personas que pasaron alguna vez por su consulta.

Un año después, en junio de 2017, el pediatra se confirmaba como “Capitán Optimista”, un reconocimiento adquirido por su vocación, sensibilidad y formación del flautista de Los Guachis, un equipo de pacientes, familiares, personal sanitario y voluntarios que se enfrente a la adversidad de la enfermedad cantando.

El Colegio de Médicos ha confirmado "a gran pérdida de un amigo" que se iba a incorporar en cuanto acabara el tratamiento. Sus compañeros han querido trasladar su más sentido pésame "a la familia de quien ha sentado las bases de la humanización desde la doble óptica, la del médico y la del paciente".

Toda la ciudad de Albacete se volcó tras la repentina noticia de su fallecimiento, por lo que en apenas cuatro horas, lograron más de 5.000 firmas para que el hospital de Albacete pase a llamarse “Hospital Universitario Antonio Cepillo”, en honor al fallecido pediatra, que siempre lo dio todo por la medicina y por los pacientes.

Fuente: Informatesalta

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Clasificacion 0.00 (0 Votos)
 
 
potreroencanta
 
rotativas_6.gif
 

 

Traductor/Translate

 
lapuntavisita
 
eltrapiche