San Luis Informa 1 septiembre 2020

Silvia Sosa Araujo, ministra de Salud de la provincia, además remarcó que “por el momento” no hay colapso de personal en el sistema sanitario provincial.

Sosa Araujo informó que, en realidad, para decretar la vuelta a la primera fase se analiza la cantidad de positivos en un lapso determinado de tiempo, pero también los negativos. “Creemos que anoche no era el momento que la ciudad de San Luis pase a fase 1. El caso (que inició el brote) es muy específico de una persona, vamos focalizando los contactos estrechos, van apareciendo más pero los tenemos localizados. A medida que surgen los resultados se van tomando las decisiones”, precisó.

 

En la comparación con Tilisarao, la Ministra detalló: “El caso de Tilisarao fue muy específico de una persona que fue internada en el Hospital y después derivada a Merlo. Es una persona con familia muy numerosa: los 29 casos del sábado fueron todos relacionados a esa familia”.

 

Y agregó: “Una de las personas de esta familia trabajan en el Hospital de Tilisarao. Una vez que hisopamos a todos, pedimos la trazabilidad inmediata, porque sabíamos que estaban todos relacionados”.

 

En el caso de San Luis, en cambio, se pudo focalizar dónde podrían darse los contagios, pese a la falta de colaboración del transportista verdulero que no brindó mayores detalles para determinar la trazabilidad.

 

“La trazabilidad empieza una vez que tenés los casos positivos, cuando la gente miente son días que se pierden. Si no conocemos la trazabilidad no podemos actuar”, remarcó Sosa Araujo, y añadió que algunos contagiados a partir de ese paciente “siguen negando información que pudimos corroborar con otros datos”.

 

“Hasta anoche no estaba para determinarse la fase 1 en la ciudad de San Luis, pero depende de los resultados en proporción de los casos negativos y positivos”, insistió la funcionaria.

 

Tilisarao pasó a la fase 1 para prevenir nuevos contagios, aunque todavía no se pudo establecer cómo se inició el brote, aunque hay una hipótesis firme: “Hay que determinar quién lo contagió (al primer hombre) porque es una persona que no se movió de su casa. Tiene 13 hijos, uno trabaja en una fábrica, otra persona que trabaja en esa fábrica sería contacto del repartidor de Villa Mercedes, que trabaja en la empresa de encomiendas”, indicó la Ministra.

 

Este domingo, el Ministerio decidió cerrar el hospital de Tilisarao, ya que de los casos confirmados este fin de semana 17 trabajan en ese centro de salud: “No es personal de salud, pero es maestranza, cocineros, administrativos…seguramente habrá más casos en las próximas horas”, afirmó la funcionaria.

 

No hay colapso del sistema de salud

 

La Ministra, además, remarcó que “por el momento” no hay colapso de personal en el sistema sanitario provincial. “No somos ajenos a lo que pasa en el país, pero en la provincia hubo más de 200 contrataciones en el sistema de salud en los últimos seis meses. Si bien ha disminuido el personal por los grupos de riesgo y los contagios, estamos haciendo una redistribución de las tareas en Tilisarao y el interior para reacomodar los horarios de los Hospitales y tener todo cubierto. Hay gente que está llamando para sumarse a trabajar, así que vamos a incorporar más profesionales. En este momento no hay peligro de falta de personal, pero todo varía depende de los casos”, analizó.

 

Del personal de los centros de salud, hay dos internados desde el sábado, más los 17 de Tilisarao y un caso positivo en La Toma.

 

(Fuente: San Luis 24)