San Luis Informa 22 julio 2021

Una columna que sostenía la losa que demolían cedió y todo se vino abajo desde unos cuatro metros de altura. Ocurrió en horas de la siesta, en una obra sobre la calle 25 de Mayo.

Trabajaban en un techo que se desplomó: dos albañiles internados

Faltaban unos minutos para las 15:30 cuando los vecinos sintieron un fuerte estruendo y luego vieron una nube de polvo. Uno de ellos se acercó a ver qué había sucedido en una obra de refacción sobre la calle 25 de Mayo, en el centro puntano, y encontró a dos albañiles tirados entre los escombros. Una columna de techo en el que trabajaban cedió y todo se vino abajo. Los trabajadores están internados en

el Hospital San Luis en observación y estables, aunque uno de ellos sufrió convulsiones.

Fotos: Marianela Sánchez.

 

Según supo la Policía, Ezequiel Olmedo, de 21 años, y Mario Yacanto Tello, de 34, trabajaban con un martillo percutor y una maza en la demolición del techo de un galpón en 25 de Mayo 569, entre Maipú e Hipólito Irigoyen.

La losa que rompían estaba a unos 4 metros de altura y desde allí se precipitaron, aunque cayeron sobre los restos de losa y no fueron aplastados por los escombros.

Rubén Ochoa, jefe de la Comisaría 1ª, comentó que los primeros en acudir fueron efectivos de las divisiones DRIM y PAC. “Los trabajadores estaban conscientes, uno visiblemente más golpeado que el otro. Una ambulancia del Sempro los revisó en el lugar y trasladó de inmediato al hospital”, refirió respecto a Yacanto Tello, vecino de la zona oeste de la capital.

Además del personal policial, acudió una dotación de Bomberos de la Policía e inspectores de la dirección de Obras Privadas de la Municipalidad de San Luis, quienes iban a proceder a la clausura de la obra, que estaría a cargo de un contratista de apellido Britos y que pertenecería a un hombre de apellido Danielo.

 

Según comentaron vecinos, hasta hace no mucho funcionó en el lugar un taller de chapa y pintura.