La  Cámara de Senadores aprobó la Ley que establece un marco regulatorio en Mendoza para la investigación médica y científica del uso terapéutico del Cannabis. La semana pasada la iniciativa había conseguido la aprobación final en Diputados, pero con cambios que los senadores debieron ratificar.

El uso del aceite de cannabis para fines terapéuticos ya es legal en Chubut, Neuquén, Santa Fe y Salta, por lo que Mendoza se convierte en la quinta provincia en autorizarlo.

El proyecto fue presentado por la senadora Patricia Fadel en noviembre de 2016 y a fines de diciembre recibió media sanción de la Cámara alta. La norma establece un marco regulatorio “garantizando y promoviendo el cuidado integral de la salud”. En definitiva, busca terminar con el cultivo particular y la confección de aceite “casero”, en pos de los elaborados bajo un control de calidad.

El Ministerio de Salud será la autoridad de aplicación de la normativa, teniendo a cargo “la implementación, vigilancia y control de investigaciones médicas y científicas, incluidos experimentos clínicos con aceite de cannabis y sus derivados de grado farmacéutico de pureza requerida por la Anmat (Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica)”.

La autoridad de aplicación deberá crear una Unidad de Vigilancia Tutelada (UVT) a los efectos del cumplimiento de la Ley, la que deberá ser conformada por profesionales especialistas de los Hospitales Central, Notti y demás efectores públicos del interior de la provincia para el uso medicinal de cannabis y sus derivados.

En principio la única enfermedad que se podrá tratar con el aceite de cannabis es la epilepsia refractaria, pero la norma aclara que se pueden incluir "las demás patologías que determine la autoridad de aplicación". Este es uno de los cuestionamientos que hicieron los familiares de los pacientes y que esperan ahora que pueda ser resuelto por la UVT.

Según especifica la ley, "el Ministerio de Salud, Desarrollo Social y Deporte de la Provincia facilitará la importación por medio de la ANMAT del aceite de cannabis y sus derivados, a los fines previstos por esta normativa. La provisión será gratuita para los pacientes incluidos en la Unidad de Vigilancia Tutelada".

Por otro lado, estipula que "la Obra Social de Empleados Públicos (OSEP) deberá  garantizar el acceso a sus afiliados, invitándose a los demás obras sociales provinciales y nacionales, entidades de medicina prepaga y demás, que brinden atención en la provincia, a adherir" a la norma.

La senadora Fadel consideró que “se ha logrado con el aporte de Diputados ampliar la iniciativa, me parece mucho mejor. Hay muchos padres esperando por esta ley. Es un avance importante para la provincia, a veces cuesta romper la barrera cuando se habla de cannabis. Estamos ayudando a muchísimas familias que no tienen recursos. Tenemos que sentirnos orgullosos, son los padres lo que se acercaron a nosotros”. 

Fuente: Los Andes 

 

 
 
 
 
 
 
 

Traductor/Translate