Esta mañana también se había confirmado un nuevo caso en la provincia de Jujuy. Se trata de una cepa distinta a la que generó un brote en la localidad de Epuyén, Chubut

hanta 

Un hombre de 28 años falleció este martes en el Hospital Juan Domingo Perón de Tartagal, Salta. Se trata de un trabajador rural de la localidad de Coronel Cornejo que estuvo internado en terapia intensiva y post-mortem se comprobó que tenía el virus.

Paula Herrera, responsable de sala de situación del Ministerio de Salud de Salta, confirmó la noticia de la muerte del paciente "que consultó por síntomas compatibles con hanta" y falleció horas después.

"Posteriormente nos llegó la confirmación de laboratorio de que se trataba de un paciente con hantavirus", indicó. Se trata de la persona número 11 que fallece por esta enfermedad desde que se disparó el brote en la localidad de Epuyén, en Chubut.

Sin embargo, al igual que en el caso positivo que se confirmó este martes en Jujuy, Herrera explicó que si bien "el vector es el mismo", se trata de una cepa diferente del virus. "La presentación clínica es similar pero la gran diferencia es que no hay transmisión interhumana", explicó.

En Chubut el brote se habría originado en noviembre pasado, durante una fiesta a la que asistió un peón de campo que estaba afectado por esa enfermedad pero no lo sabía. Aunque en un principio se creía que se trataba de casos aislados, luego se comprobó que el común denominador entre los afectados era o bien haber concurrido a la fiesta, o estar en contacto con alguno de los invitados. Allí son 28 los casos positivos, de los cuales 10 fueron mortales. 

En los casos en el norte, en cambio, la transmisión es ambiental, por el contacto con roedores infectados o sus secreciones. En Salta también hay un joven de 19 años que ingresó al hospital con mucha fiebre, decaimiento y dolor de cabeza y se encuentra aislado y en observación.

"Tenemos históricamente casos de hanta y trabajamos para disminuirlos pero es una enfermedad con una mortalidad alta", señaló Herrera, quien marcó que en la provincia se registraron el año pasado 38 casos positivos. "Aunque es una tragedia, estos casos no son parte del brote porque es un virus completamente diferente".

"Lo que estamos difundiendo es el tema de desmalezar y descacharrar. Si se ven roedores o baldíos descuidados notificar al municipio. Evitar todos los lugares donde puedan anidar y tener contacto con humanos", aconsejó. "También si entramos por ejemplo a un galpón que estuvo cerrado mucho tiempo, hacer limpieza en húmedo y no en seco para evitar levantar el polvo o aerosolizar el virus. También ante los primeros síntomas consultar lo antes posible porque sí depende de eso la evolución".

INFORMACION GENERAL – PREVENCION:

El Hantavirus se transmite por el contacto con la orina, saliva y excretas de
roedores infectados con dicho virus. También puede transmitirse de persona a persona por contacto estrecho con enfermos en el período inicial del cuadro febril (primeras 48 a 72 horas).

Los síntomas de hantavirus son fiebre, dolores musculares, escalofríos, dolores de cabeza, náuseas, vómitos, dolor abdominal, diarrea y en etapas avanzadas dificultad respiratoria.

Si tiene fiebre y sospecha que estuvo alguna exposición ambiental relacionada a roedores, o estuvo en contacto cercano con un caso de hantavirus, consulte precozmente a su médico.

Guardar reposo. No asistir a lugares Públicos. Lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón Evitar el contacto estrecho con sus convivientes. Ventilar los ambientes dentro de su domicilio. Realizar la limpieza de su vivienda con solución de lavandina (un pocillo
en un balde de agua). Mantener los alrededores de la vivienda y galpones ordenados y limpios.

Usar lavandina para desinfectar y ventilar previamente; no menos de una hora los ambientes que permanecieron cerrados por tiempo prolongado; y realizar tareas rurales con ropa, calzado adecuado y protección respiratoria con barbijo o pañuelo.

En caso de acampar, elegir un lugar libre de malezas y no dormir en contacto directo con la hierba; respetar las indicaciones de los guardaparques y guardafaunas, la cartelería y el personal de salud; recorrer senderos habilitados, con ropa y calzado adecuado, evitando
lugares con malezas.

Fuente: Infobae

 
 
rotativas_6.gif
 

Traductor/Translate